Qué son las metodologías agile y cómo aplicarlas


Qué son las metodologías agile y cómo aplicarlas - Martina Di Ciaccio

Desde hace un tiempo comenzamos a ver en búsquedas el requerimiento de “metodologías agile”, si aún no sabes qué es y cómo puedes aplicarlo, estás en el lugar correcto.


Para empezar cabe destacar que es un método que puede aplicarse en diferentes áreas, no solo en el ámbito laboral o tecnológico.


Si bien agile es considerada una metodología, también, es una filosofía que promueve un modo de operar partiendo tareas en la porción más ínfima o pequeña posible. Otro punto clave es la iteración. Este método se basa en un proceso iterativo, donde se prueba, se aprende de los errores, se mejora, se sigue probando de manera continua.


Entonces ágile se basa en un conjunto de metodologías diferentes en las que se trabaja por tareas y períodos de tiempo denominados “sprints”, que vendrían a ser como “mini proyectos” con ciclos de duración cortos (entre una y cuatro semanas).


Otro de los puntos centrales es el feedback. Cada tarea evoluciona gracias a un proceso de retroalimentación, este permite  que las empresas o desarrolladores o ejecutantes de la tarea puedan tener más flexibilidad a la hora de adaptarse a los cambios. 


Proceso en el día a día


Para poder implementarlo se deben identificar las necesidades del proyecto y desglosar el mismo en pequeñas tareas que deben cumplir con una fecha de entrega pactada. A cada persona involucrada en el proyecto se le asignan sus tareas y las trabajará de forma autónoma, compartiendo en el día a día los avances y obstáculos con lo que se encuentre en cortas reuniones con el equipo conocidas como “dailys”.


En este sentido se será transparente con el avance y la posibilidad de cumplir o no con el tiempo asignado. Para que pueda avanzar en conjunto de la mejor manera posible.


De esta forma, gracias al foco en la evolución y flexibilidad se evita el estancamiento y se promueve: inmediatez y resolución, avance y un incremento de la productividad. Reduciendo los costos y aumentando la eficacia en la entrega del producto final.


¿Cómo  y por qué aplicar las  metodologías agile ?


Ahora que tienes información sobre este tema y cuentan con las herramientas necesarias, debes saber que la clave es adoptar esta mentalidad para realizar un trabajo más rápido y eficiente, independientemente de la disciplina o área en la que lo apliques.


Estamos inmersos en un mundo de constantes cambios donde el pensamiento lineal puede traernos retrocesos y estancamiento. Se necesitan mentes cada vez más ágiles y flexibles que tengan una rápida adaptación al cambio y orientadas al análisis para poder aprender de los errores y aciertos.


Si te parece interesante poder contar con esta herramienta, hay muchos cursos disponibles 100% online que puedes realizar. Además será un buen plus para tu CV 😎

navigate_next Siguiente

Estás más cerca del trabajo de tus sueños

Déjanos tu email para que no te pierdas ninguna oportunidad.